El Diario de Gualeguay
Desde 1901 al servicio de la región
54 3444 412846
Miércoles, 23 de agosto de 2017
SUPLEMENTOS • PAISAJISMO
En Aquel Paisaje donde Vivo…
viernes, 10 de marzo de 2017
El árbol de “Kiri”
En San Luis hicieron una prueba piloto con los primeros ejemplares del “Kiri” o Paulownia, un árbol que permitiría combatir el cambio climático, promover el crecimiento industrial y embellecer los espacios naturales.
Definen a esta planta como la especie que podría salvar al mundo, al ser el mejor aliado natural para la lucha contra el cambio climático y la desertificación. Originario de China, puede tener hasta 15 metros de altura y se caracteriza por tener grandes hojas y llamativas flores de color violeta.
El Kiri es popular por la capacidad de resistencia a agresiones extremas, como el fuego, ya que puede regenerar sus raíces y vasos de crecimiento de forma rápida, incluso en terrenos casi estériles. Además, la planta absorbe diez veces más dióxido de carbono que cualquier otra planta del mundo, por lo que genera una emisión de grandes cantidades de oxígeno.

El kiri es un árbol de la familia de la Bignoniáceas (aunque algunos autores lo clasifican dentro de las escrofulariáceas), existiendo diferentes especies como la Paulownia tomentosa, P. kawakamii, P. fortunei variedad mikado, etc. Esta última sería la más cultivada en Argentina y la que normalmente se cultiva en la provincia de Misiones.

Los ejemplares poseen una copa frondosa y de forma globosa, con grandes hojas caedizas y hermosa floración abundante a principios de la primavera, llegan a tener una altura promedio de 10 – 12 metros, llegando como máximo a 15 metros.

Es muy exigente en cuanto a calidad de sitio, prefiriendo los suelos profundos y fértiles, aunque se adapta a distintas situaciones.
Su crecimiento es excepcionalmente rápido, produciendo ejemplares de grandes diámetros en pocos años, y llegando a crecer en ciertas etapas de su vida unos 3 centímetros diarios.

Esta especie no tolera la competencia de las malezas y requiere trabajos de poda, fertilizaciones, etc.
• Durante el segundo año, se deben efectuar desbrotes manuales en forma continua.
• Las adecuadas fertilizaciones generalmente son recomendables durante todo el período de cultivo.
La madera de kiri posee propiedades llamativas y hasta excepcionales:
• Color clara, blanco amarillenta,
• Sin olor
• Excelente estabilidad dimensional
• Liviana (densidad 0,24 kg/dm3)
• Blanda pero tenaz
• Resistente a la intemperie
• De homogénea estructura interior
• Fácil de trabajar
• Toma muy bien las tinturas y colas
• Resistente a la fricción
• Incombustible

Se puede utilizar muy bien para marcos de cuadros, molduras en general, mueblería de calidad, instrumentos musicales, revestimientos, cortinas de enrollar, embarcaciones, calzados ortopédicos, aeromodelismo, etc.

Continuamente se están buscando alternativas en el uso de los árboles. Hace años atrás los Pecanes fueron furor por la cantidad de beneficios económicos que presentaba, también los híbridos de álamos y así continuamos. Hoy le toca al Kiri. Tiene ventajas respecto a otros cultivos y presenta características que se destacan sobre otras especies.
Por el momento todos los e
studios se encuentran en el Norte Argentino, nadie dice nada sobre esta zona. Habría que intentar y ver como lo trata el invierno.
Espero que les sea útil y se animen a probar con este hermoso árbol.

Diego Berardi
Especialista en Planificación del Paisaje